Greenpeace coloca en la sede central de Shell un oso polar como protesta.

Greenpeace coloca en la sede central de Shell un oso polar como protesta.

Esta noche ecologistas de Greenpeace  han colocado delante de la sede central de Shell un robot con forma de oso polar  gigante. Así, solicitan a la petrolera que paralice la perforación en el Ártico ya que lo consideran un peligro por accidente y vertido de crudo.

La protesta contó con el apoyo de la actriz británica Emma Thompson, la cual en una rueda de prensa decía que la perforación que Shell iba a realizar en el Ártico amenazaba el habitat de los osos en el Polo Norte.

Ante esta continua protesta  Shell responde diciendo que cree que pueden desempeñar una labor importante en el desarrollo de los recursos energéticos del Ártico y que cuentan con la experiencia necesaria para operar de manera responsable y rentable.